PR / VL. Resumen estudio clínico

Clínicamente demostrado que la combinación de dos rangos de longitudes de onda
diferentes favorece el tratamiento de fotorrejuvenecimiento Ellipse

Facial Photo Rejuvenation using two different Intense Pulsed Light (IPL) Wavelenght Bands

El fotorrejuvenecimiento provocado por el envejecimiento ambiental causa daños diferentes en estructuras dérmicas según el fototipo del paciente: los de piel más clara tienen tendencia a un envejecimiento vascular, mientras que los fototipos más oscuros tienden a uno pigmentario. Los pacientes mediterráneos tienden a ambos.

Los sistemas IPL son la técnica apropiada: ofrecen más versatilidad y mejores resultados que los sistemas láseres en el tratamiento de rejuvenecimiento. Según estudios anteriores, el 90% de los pacientes obtienen una mejora visible en la reducción de las telangiectasias, lesiones pigmentadas, textura y elasticidad de la piel

Ellipse es una plataforma multitecnología de luz pulsada intensa, doblemente filtrada con pulso cuadrado, que combina diferentes longitudes de onda según las alteraciones a tratar (fotorrejuvenecimiento 555-950 nm, lesiones vasculares 530-750 nm, lesiones pigmentarias , acné y PDT 400-720nm, depilación 600-950 nm, depilación pieles oscuras 645-950 nm). Según un estudio realizado por el Dr. Pejter Bjerring, et. al (publicado en Lasers in Surgery and Medecine 34:120-126) los diferentes rangos de longitudes de onda que utiliza el sistema Ellipse para fotorrejuvenecimiento (555-950 nm y 530-750nm) son los más apropiados y están clínicamente probados como seguros y efectivos.

El aplicador VL+ emite entre 555 y 950 nm: este espectro cubre el pico de absorción de la oxihemoglobina situado a 577 nm y es utilizado habitualmente como el filtro vascular estándar. El aplicador PR+ emite de 530 a 750 nm y cubre los dos picos de absorción de la hemoglobina; 542 nm y 577 nm. Éste elimina las longitudes de onda infrarrojas más cercanas. Ambos aplicadores utilizan la técnica del doble filtrado de agua evitando el calentamiento del agua de la piel.

Según el estudio, el aplicador PR+ es más efectivo en telangiectasias visibles (81,8% sobre un 58,8% del VL+) y en el tratamiento de eritemas difusos (72,7% vs 35,0% del VL+).  No obstante, ambos aplicadores son efectivos en el tratamiento de pigmentación irregular (PR+ 54,5% – VL+ 61,9%) aunque este último presenta más eficacia con menos tratamientos.

En el tratamiento de telangiectasias se demostró que reduciendo la longitud de onda de 560-1200 (Negishi et. Al Lasers Surg Med 2002;30:298-305 and, Bitter, et. al.) a 555-950 la fluencia podía reducirse como mínimo un 30% (32-22 J/cm2). Con el cambio del espectro hacia longitudes inferiores para cubrir los dos picos de absorción (de 542 y 577 a 555-950) se podía reducir un 50% la fluencia con unos resultados clínicos comparables. El aplicador PR+ indujo una reducción del número de tratamientos necesarios de 5 (Negishi et. Al Lasers Surg Med 2002;30:298-305) a 1,75 tratamientos Ellipse en el presente estudio.

En el tratamiento de eritema difuso y comparando con estudios clínicos publicados previamente, la fluencia pudo reducirse como mínimo un 37% restringiendo la longitud de onda de 560-1200 a 555-950. Los resultados significativos en el tratamiento de melanina se obtuvieron después del tercer tratamiento.

El estudio demuestra que el fotorrejuvenecimiento es más eficaz realizado con una combinación de dos diferentes rangos,  que  con una serie de tratamientos idénticos.  Los dos aplicadores de IPL son altamente efectivos en el tratamiento de telangiectasias, eritema difuso y pigmentación irregular epidérmica.  El aplicador PR+ es más eficaz para tratamientos vasculares y el VL+ elimina el pigmento con menos tratamientos.  Una cuidadosa selección del rango de longitudes de onda abre la posibilidad de reducir la fluencia a menos de la mitad, comparado con niveles de energía utilizados anteriormente, en menos tratamientos, sin comprometer la eficacia clínica y sin necesidad de refrigeración activa que altere los parámetros.

El estudio incluyó 35 pacientes de 33-72 años, 33 mujeres y 2 hombres, todos con fotorrejuvenecimiento facial importante (vascular, pigmento y ambos). Fototipo de piel I-III. El procedimiento seguido fueron dos sesiones: la primera para eliminar las telangiectasias (si estaban presentes) y la segunda para tratar la pigmentación irregular.  Los pacientes puntuaron como bueno o excelente su grado de satisfacción con un 66,7% el filtro PR+ y un 76,2% el filtro VL+. Se demostró que es necesario escoger el aplicador apropiado y variar los parámetros en tipo de pulso, tiempo y energía según cada lesión / indicación.

5 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s